1. Página principal
  2. CARNES
  3. POLLO
  4. Pollo al Ajillo, Delicioso y Clásico

Pollo al Ajillo, Delicioso y Clásico

Pollo al ajillo

IMPRIMIR

VALORACIONES
Cargando…

Descripción

Pollo al Ajillo, receta Tradicional

Esta receta de pollo al ajillo es un clásico en la cocina tradicional española. Siendo una de las tapas que no pueden faltar en los bares o restaurantes españoles.

El ingrediente estrella es el pollo aromatizado con hiervas y sin faltar el otro ingrediente estrella, el ajo.  El pollo para saber si es fresco debería tener un color uniforme blanco o ligeramente amarillento y sin manchas.

Una receta muy económica, fácil de preparar y con un resultado excelente con ingredientes saludables.

Según Wikipedia El pollo al ajillo es un plato de la cocina española cuyo principal ingrediente es la carne de pollo. Se trata de una preparación muy popular y de bajo coste. Se suele encontrar frecuentemente en los menús de muchos restaurantes españoles.1 Se suele servir caliente acompañado con diversas guarniciones de patatas, champiñones, ensaladas, etc.

MAS RECETAS DE POLLO PULSA AQUÍ



Tabla Nutricional

Calorías por 100 gramos215 kcal

Ingredientes

1 pollo troceado (1,5 kg.)
8 dientes de ajo
1 hoja de laurel
300 ml. vino de Jerez o de un vino blanco
Hierbas aromáticas: 1 ramita de romero fresco y tomillo (al gusto)
75 ml. de aceite de oliva virgen extra
Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)
Pulsa para seleccionar ingrediente

Elaboración

1
A la hora de comprar el pollo, si la carnicería ofrece el servicio, le podeis pedir que corte el pollo en trozos, que le quite la grasa, plumas y que le retire la piel excepto de las alitas. Si no, pues debemos hacerlo nosotros en casa.
2
Salpimentamos el pollo ligeramente.
3
En una cazuela ponemos abundante aceite de oliva y añadimos los ajos sin pelar para sofreír estando pendientes de que no se quemen, deben quedar caramelizados dejando todo su sabor en el aceite. Unos 5 minutos bastarán para retirarlos y reservarlos.
4
A continuación añadimos el pollo al aceite aromatizado con los ajos con una hoja de laurel, una rama de romero y el tomillo.
5
Debemos freir el pollo bien, suele llevar unos 15 o 20 minutos al menos para que quede uniforme por todos lados quedando tierno por dentro y tostadito por fuera.
6
Cuando la carne esté casi lista podemos retirar el exceso de aceite y añadir los ajos que teníamos reservados junto al vino dejando cocinar por unos minutos hasta que se reduzca casi por completo.
7
Se debe servir caliente en la mesa añadiendo un poco de perejil o cilantro picado por encima. Una vez servido se le puede poner un poco de salsa sobrante por encima para darle mas sabor.
8
Como guarnición para este plato podemos preparar una ensalada mixta al gusto, patatas fritas, arroz o puré de patatas.
9
¡Buen Provecho!